Nuestros Clubes de Lectura

Literatura juvenil

Autores clásicos

Novelas de género (novela negra, ciencia ficción, etc.)

Capítulos 20 a 24

Libro que estamos comentando: 
El Ingenioso Hidalgo Don Quijote de la Mancha

Hola a todos y todas, aquí llegan las recomendaciones para las lecturas de esta semana.

Antes que nada deciros que los comentarios que hicisteis la pasada semana han sido frescos, entretenidos y muy interesantes, gracias a todos y todas. Os animo a que sigáis participando aportando reflexiones, ideas, sugerencias... a partir de vuestras lecturas. En esta ocasión, además, hay un capítulo especialmente interesante para comentar (todos lo son, sí, pero el de los Galeotes es, insisto, muy interesante).

Vamos al lío.

 

El capítulo XX es uno de mis favoritos y, sin duda, de los más divertidos de todo el libro, en él don Quijote y Sancho viven una noche terrorífica con estruendos y golpeteos de gigantes (más o menos) y el pobre Sancho no quiere separarse de su amo "un negro de una uña", por eso acude a todas las argucias posibles (atar a Rocinante, contarle cuentos, etc.). Hay algunos momentos gloriosos (de esos de "mejor no meneallo") y está contado con una gracia maravillosa (que te "agüen el agua" es desopilante). Preparaos para disfrutar de estas páginas.

Tras leer este capítulo ¿diríais que don Quijote es cobarde?, ¿no os sorprende cómo quiere cerrar don Quijote esta historia?, ¿qué os parece Sancho Panza durante la noche y ya por la mañana al desvelarse el misterio?

Como curiosidad, en 2006 en SER Castilla La Mancha con Juan Solo jugábamos a deconstruir el Quijote y, para que veáis qué bien lo pasábamos, os dejo este audio de 7 minutos con la aventura de los batanes.

 

 

El capítulo XXI es también muy conocido y en él don Quijote consigue hacerse con el Yelmo de Mambrino (más o menos). Tiene además el cuento de la lechera de cómo acabará siendo rey don Quijote y Sancho gobernador de una ínsula. El yelmo o bacía acaba siendo una metáfora de lo que sucede en este libro (donde realidad y ficción se abrazan hasta ser una) cuando capítulos más adelante don Quijote hable de baciyelmo, una iimagen bien poderosa.

 

 

El capítulo XXII es también muy conocido y uno de los más famosos del libro. Ya vimos a la pastora Marcela hablar y defender su libertad, y ahora veremos al propio don Quijote llevar hasta el extremo la idea de libertad. Hay quienes afirman que en el Quijote se habla siempre de algo y de libertad, ¿qué pensáis vosotros, vosotras, de esta afirmación? No voy a comentar nada de este capítulo porque me gustaría saber qué pensáis de lo que hace don Quijote. 

También es muy interesante ver que, una vez más, la cordura de Sancho anima a don Quijote salir de esos parajes y ocultarse en la agreste Sierra Morena (ocultarse es una manera sutil de decir huir de las seguras represalias tras el capítulo de los galeotes). Fijaos una vez más en don Quijote: ¿diríais que está loco o que está cuerdo?, ¿diríais que es cobarde o que es valiente? 

Ah, una cosa más, no perdáis de vista a Ginés de Pasamonte, volverá a aparecer en más ocasiones en el libro. También se cree que este personaje estaba inspirado en un coetáneo de Cervantes al que no le hizo mucha gracia el Quijote y es por eso uno de los candidatos a la autoría del Quijote de Avellaneda.

Insisto, espero con impaciencia vuestros comentarios sobre este capítulo.

 

 

En los capítulos XXIII y XXIV nos encontramos en un paraje nuevo, hemos dejado La Mancha para adentrarnos en Sierra Morena. A partir de aquí veréis que también cambia bastante el libro: aunque continúan las aventuras y desventuras del Caballero de la Triste Figura y su escudero y sus sabrosos diálogos y pesares, también comienzan las historias intercaladas y la aparición de personajes secundarios que tienen gran peso en la trama. Para comenzar conoceremos a Cardenio (y Luscinda y don Fernando) y Sancho y don Quijote vivirán la más provechosa de sus aventuras, especialmente Sancho, a pesar de la desaparición de su jumento (que está y no está en la historia: este es uno de los errores más famosos del libro).

Por cierto, como curiosidad, ¿sabíais que la aventura de Cardenio fue llevada por Shakespeare al teatro? Los dos más grandes se encuentran en una misma historia, qué emocionante, ¿verdad? Tenéis más información aquí.

Felices lecturas esta semana e, insisto, espero vuestros comentarios.

Saludos

 

 

 

 

Créditos de las imágenes: De Jèrôme David la aventura de los Batanes (del flickr de la Biblioteca Nacional); de William Strang la de los Galeotes (tomada de este blog); y de autor desconocido la imagen de Cardenio (tomada de este blog).